Diseños para andar por casa: escenarios de un futuro cercano

23 noviembre 2022

por | 23 noviembre 2022

En los años cincuenta del siglo XX, los arquitectos Alison y Peter Smithson investigaron la relación entre la casa, los muebles y los objetos de consumo y, con todo eso, materializaron sus ideas en unos prototipos llamados Appliance Houses (casas electrodoméstico) que indagaban sobre esos objetos dentro de la arquitectura residencial. Eran el paradigma de la modernidad y sus casas (del futuro) estaban tratadas como lugares para experimentar, para poner a prueba ideas acerca del arte de lo doméstico y la habitabilidad.

Su arquitectura estaba concebida para la relación y el intercambio, hecha de acciones vitales y experiencias sobre una realidad física que se transformaba con la mínima energía. Los nuevos artilugios de diseño facilitaban la vida doméstica, así que se incorporaron plenamente y pasaron a ser protagonistas y a articular estancias enteras. Es decir, las distintas habitaciones no organizaban la casa, la organizaban los objetos que la habitaban. El tamaño, cada vez más reducido, de las viviendas también obligaba a los arquitectos a pensar en soluciones compactas y multifuncionales. Si eso pasaba en los años 50, imaginemos cómo es ahora.

Pasar las 24 horas al día en casa durante el confinamiento por la pandemia mundial nos hizo descubrir las carencias de nuestras viviendas, además de ver cómo se reflejaba la luz en las paredes durante las diferentes horas. Las casas, por mucho que se empeñen los arquitectos adalides del minimalismo esteta, han de ser espacios vividos ya que son entes que evolucionan a la vez que sus habitantes. Una exposición en el Centre del Carme Cultura Contemporània (CCCC) titulada «Escenarios de un futuro cercano» se centra en los cambios, más o menos, inmediatos en el entorno doméstico.

La diferencia de esta exposición con respecto a otras es que se trata de diseño cien por cien emergente, ya que todos los elementos que la forman son prototipos diseñados para la ocasión por firmas seleccionadas por la comisaria de la muestra, la periodista Tachy Mora. Firmas que han trabajado en torno a cinco conceptos: flexibilidad, multifuncionalidad, modularidad, nomadismo y sostenibilidad. Cinco nociones en absoluto novedosas pero que la comisaria considera que «deben replantearse para un escenario distinto, capaz de dar respuesta a las nuevas tendencias en estilos de vida, atendiendo a realidades sociales contemporáneas». 

La exposición empezó a fraguarse pasada la emergencia inicial y los confinamientos más restrictivos de la pandemia, «lo que favoreció un enfoque reflexionado, con perspectiva y conclusiones consolidadas en torno a cómo la pandemia había impactado en el entorno doméstico. A la cabeza del ranking de necesidades estaba una mayor flexibilidad, uno de los conceptos sobre los que se propuso participar a los diseñadores, arquitectos y firmas colaboradoras».

«Escenarios de un futuro cercano se plantea como un ejercicio de prospectiva, pero no de manera disruptiva y utópica, sino desde la sincronización con una sociedad abierta a este nuevo escenario en el ámbito doméstico», explica la comisaria.

«Topografía de la vivienda», de Arqueha. Un set compuesto por plataformas de diferentes alturas que se interrelacionan y aportan múltiples funciones: sus asientos pueden usarse como camas, asientos o mesas. Es una visión de la vivienda como un paisaje no estático donde pueden ocurrir muchas cosas.

Diseños para andar por casa: escenarios de un futuro cercano.

«Big Bang Kitchen», diseñado por Cierto Estudio, quiere dar respuesta tanto a los que buscan una cocina que sea el corazón de la casa como a aquellos que solo necesitan un equipamiento básico pero con funcionalidades extra. La mesa está compuesta de fragmentos que pueden usarse juntos separados, dependiendo de si se usa de zona de estudio o para una reunión social.

Diseños para andar por casa: escenarios de un futuro cercano.

Cabana es un diseño de Isaac Piñeiro que está elaborado con un nuevo proceso, muy presente en la industria de la moda pero menos aplicado en el ámbito del hábitat: el 3D. Esta forma de producción abre la puerta a nuevas formas de pantallas textiles, fácilmente personalizadles, que no genera excedente de tejidos y reduce la huella de carbono ya que puede enviarse en un paquete plano. Este diseño de grandes dimensiones busca aportar la sensación de recogimiento de «las cabanas», estructuras rurales gallegas que sirven de refugio.

Parte del diseño de Eli Gutiérrez, llamado «Work from Anywhere Hub» y pensado como una microarquitectura flexible y polivalente, con funcionalidades híbridas tanto para trabajar como para los momentos de descanso o de actividades destinadas al bienestar. Es una estructura desmontable concebida para ubicarse en espacios exteriores.

Diseños para andar por casa: escenarios de un futuro cercano.

Ona Plus es un diseño de Silvia Ceñal, impulsado por Ondarreta, que dota de funcionalidades añadidas a los elementos divisorios, pensados ligeros y flexibles. Permite combinar las estructuras, que además al estar tapizadas tienen prestaciones acústicas añadidas.

La exposición ha sido presentada, además de por la comisaria, por el director del CCCC, José Luis Pérez Pont, quien ha apuntado que con la producción de ésta concluye la programación especial que el centro cultural ha dedicado al diseño por la celebración de la WDC2022, «mostrando cómo el diseño forma parte de nuestra vida diaria sin que a veces seamos conscientes de ello».

Xavi Calvo, director de Valencia Capital Mundial del Diseño 2022, ha indicado que «los profesionales del diseño, en su papel como anticipadores de una realidad mejor, tienen el poder y el compromiso de crear entornos capaces de contribuir al bienestar de las personas que habitan los espacios domésticos: más sostenibles con su entorno, capaces de adaptarse a nuevas estructuras familiares que evolucionan con el tiempo y con la incorporación de avances tecnológicos que aporten confort al hogar».

«La exposición ha sido todo un reto para mí», ha apuntado Mora, «ya que ha supuesto un comisariado en su dimensión más completa. Las piezas e instalaciones de la muestra han sido creadas bajo mis directrices y la tutela de los diferentes grupos de trabajo. No es una recopilación de diseños ya existentes, sino que se trata de la creación de propuestas inéditas, concebidas ex profeso para la muestra».

Xavi Calvo (director de Valencia Capital Mundial del Diseño 2022), Tachy Mora (comisaria de la muestra) y José Luis Pérez Pont (director del CCCC).

Entre los profesionales del diseño y la arquitectura que han participado se encuentran Arqueha, Cambres Design, Silvia Ceñal, Cierto Estudio, Clap Studio, Julia Esqué, Rocío Gambín, Alejandra Gandia-Blasco, Eli Gutiérrez, Marc Morro, Nahtrang, Oiko Design Isaac Piñeiro, Jaume Ramíres y Raw Color.

El proyecto cuenta con el impulso de Actiu, A-Emotional Light, Asociación de Mobiliario de Cocina AMC, Estiluz, Expormim, Finsa, Gandia Blasco, Missana, Mobles 114, Momocca, Ondarreta, Sancal y Teulat, además de Andreu World, AT4, Bitex, EcoCero, Emedec, Foster Spa, Gabriel, Gerflor, Greenarea, KriskaDecor, Logopost, LZF Lamps, Muji, Saxun, Simon, Somfy, Tarkett y Veo Veo.

Cartel de la exposición sobre el diseño de la casa en el CCCC.

La exposición «Escenarios de un futuro cercano» se puede ver en el Centre del Carme Cultura Contemporània (C/ Museu, 2. Valencia) hasta el 19 de marzo de 2023.

Fotografia: DR y Mariela Apollonio.
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Te puede interesar

Tipos que importan y la identidad de las ciudades

Tipos que importan y la identidad de las ciudades

De un tiempo a esta parte han surgido diferentes iniciativas que han ido documentando y preservando gráficamente el paisaje visual de las ciudades frente a una unificación comercial y urbana que hace que vayan desapareciendo comercios locales históricos y, con ello,...

Pin It on Pinterest